Cada vez existen menos lugares donde los niños puedan desarrollar sus destrezas motrices, ya que la inseguridad en espacios públicos es muy grande, las casas son cada vez más pequeñas y los niños no tienen mucho espacio para moverse y jugar. Adicionalmente el exceso de la televisión y los juegos de vídeo también representan un gran obstáculo para que niños adquieran y desarrollen sus habilidades y destrezas a nivel motor.

Resulta trascendental que la familia implemente juegos y actividades que le permitan desarrollar habilidades y destrezas motrices, que les ayuden a adquirir mayor seguridad en sus movimientos y un mejor control de su cuerpo, mientras se divierten y aprenden, puesto que por medio del movimiento se puede también estimular el área socio afectivo y cognitiva-lingüística.

Dentro del desarrollo psicomotriz del niño es trascendental aprender a manejar el cuerpo, controlar los músculos gruesos antes de poder tomar un lápiz y escribir, el fortalecer el área psicomotriz en la infancia trae múltiples beneficios para un adecuado desarrollo, mejora la autoestima, al ver lo que es capaz de hacer con su cuerpo, y lo principal, es el medio más adecuado para aprender mientras se divierte.

 

BENEFICIOS FÍSICOS:

  • Es una actividad completa, indicada para prácticamente todas las edades.
  • Se constituye como una gran herramienta para un buen desarrollo integral.
  • Ayuda a adquirir una postura corporal correcta y sana.
  • Aumenta la resistencia cardiovascular.
  • Mejora la resistencia y la fuerza muscular: previene las lesiones musculares.
  • Aumenta la flexibilidad
  • Potencia el conocimiento del propio cuerpo.
  • Ayuda a desarrollar mejor y más rápidamente las capacidades de coordinación intra e intermuscular.
  • Desarrolla y fortalece los reflejos, el equilibrio y la movilidad.
  • Desde luego, elimina calorías.

BENEFICIOS PSICOLÓGICOS:

  • Mejora la capacidad de concentración, ayuda a fijar la atención sobre el lugar y momento presente.
  • Contribuye a la autoestima y a ganar seguridad en sí mismo, ya que el hecho de ir superando retos anteriores estimula la capacidad de afrontar otros de mayor dificultad.
  • Favorece la autonomía, promueve el dominio del cuerpo en el entorno, creando conciencia de la capacidad propia para actuar de forma independiente.
  • Colabora a incrementar la tolerancia ante la frustración y el control de los propios miedos, excelente armas para a mejorar la autoconfianza y la superación.
  • Fomenta fijarse metas e intentar alcanzarlas mediante un plan sistemático. Una conducta que surge ante necesidades como la de aprender a no malgastar la energía en los primeros tramos y saber ahorrarla para más tarde, para recorridos más difíciles y altos.
  • Desarrolla la creatividad y el repertorio de respuestas ante los problemas. Todas excelentes herramientas para actuar y madurar en la vida.
  • Disminuye el estrés, provoca una ruptura con lo cotidiano, un “reseteo”.
  • También favorece las relaciones sociales y las actitudes de colaboración, al desarrollar el espíritu de equipo y juego limpio.
  • Potencia la paciencia.

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous reading
EL DEPORTE Y SUS BENEFICIOS EN LA SALUD FISICA, MENTAL Y PSICOLOGICA
Next reading
LA ACTIVIDAD FISICA EN NIÑOS Y JOVENES